He probado un asistente de IA de última generación. Te sorprenderá – WIRED

Create a 3:2 aspect ratio illustration in a cheerful, cartoonish and vibrant style, showing a non-descriptive male software engineer adjusting a large, complex graphics processing unit. In the background, show data being processed and transformed into artificial intelligence sub-systems, representing various countries' tech advancements. The overall image should have a positive and light-hearted tone to represent the growing demand for such technology.

El auge de los chatbots con IA como ChatGPT y Google Bard está haciendo que los asistentes virtuales como Siri, Alexa y Google Assistant parezcan menos impresionantes. Sin embargo, cuando la tecnología de IA generativa que hay detrás de estos chatbots se integre en los bots asistentes heredados, se volverán mucho más interesantes. Un asistente de voz de IA experimental llamado vimGPT, basado en el modelo de lenguaje GPT-4V de OpenAI, demostró ser prometedor en tareas como suscribirse a la revista WIRED en línea. Mientras que los asistentes tradicionales se encargan de tareas sencillas como establecer recordatorios, comprar algo por Internet requiere habilidades más complejas como entender peticiones, navegar por la web e interactuar con formularios. VimGPT, aunque carecía de información sobre tarjetas de crédito, destacó en la búsqueda de vídeos de gatos y vuelos baratos. VimGPT es un programa de código abierto creado por un único desarrollador, pero es probable que empresas como Apple y Google estén llevando a cabo experimentos similares para mejorar sus propios asistentes. Los expertos creen que el siguiente paso de los asistentes de IA es convertirse en agentes capaces de realizar tareas útiles y resolver problemas para los usuarios. Entornos simulados como VisualWebArena se están utilizando para probar y mejorar las habilidades de los agentes de IA, pero sigue habiendo retos y meteduras de pata. Mientras que los agentes de IA pueden alcanzar objetivos complejos en un 16% de las ocasiones, los humanos lo consiguen en un 88%. A pesar de los retos, los investigadores son optimistas sobre el potencial de los agentes de IA para facilitar la vida digital.

Artículo completo

Deja una respuesta